sábado, 25 de febrero de 2017

Tarta de nata y lemon curd (naked cake)

Para el cumple de Jordi quería hacer un bizcocho genovés sencillo, rellenarlo de lemon curd, y ponerle azúcar glass por encima, pero he probado una receta de lemon curd nueva y por mucho que le he añadido mucho más azúcar del que indicaba la receta, todavía era muy ácido, así que al final le he añadido nata al relleno y la decoración para compensar la acidez.


La receta del lemon curd es de la web Le blog de Missaeza.

El resultado me ha gustado mucho, un pastel ni muy dulce ni muy ácido, y que no empacha tanto como los habituales con cobertura de chocolate.

A este tipo de parteles sin cobertura se les llama "Naked cakes" porque parecen "desnudos".

Ingredientes
Bizcocho genovés de 4 huevos
200 gr nata
1 cs queso mascarpone
2 cs azúcar
50 gr azúcar
50 gr agua

Lemon curd (sobrará mucho)
3 limones bien lavados
150 gr de azúcar en polvo (yo he añadido 6 o 7 cs más al final)
60 gr mantequilla
2 huevos enteros
1 yema de huevo

Elaboración
El día anterior preparar el bizcocho genovés y el lemon curd.

Elaboración del lemon curd:
Rallar la piel de los limones evitando la parte blanca. Introducir en el vaso de la Thermomix.

Añadir el azúcar, el zumo de los limones y la mantequilla en trozos pequeños. Programar 2 min., 60º, vel. 2.

Añadir los huevos y la yema y mezclar 10 seg., vel. 4. A continuación programar 7 min. 80º, vel. 2.

Al acabar batir 5 segundos a velocidad 7 u 8 para que quede más cremoso.

A mí me parecía que estaba muy líquido y le he ido dando más tiempo a 80º y velocidad 2, en total habrá estado unos 10 minutos extra, durante los cuales le he ido añadiendo azúcar porque me parecía muy ácido.

Montaje
Preparar un almíbar hirviendo durante 5 minutos los 50gr de azúcar con los 50 de agua.

Cortar el bizcocho y pincelar con el almíbar.

Montar la nata. Cuando empiece a tener picos añadir las 2 cs de azúcar y la cs de mascarpone. Terminar de montar.

Untar el lemon curd en el bizcocho y cubrir con nata montada. Tapar con la parte superior del bizcocho y decorar con más nata montada.


lunes, 20 de febrero de 2017

Infusión de jengibre

El otro día leí la increíble lista de propiedades del jengibre, parece que es casi milagroso.

Es antiinflamatorio, analgésico, anticancerígeno, bueno para el sistema digestivo, alivia las úlceras, evita el vómito, reduce el colesterol, baja la tensión, es anticoagulante (evita los trombos), alivia los síntomas del resfriado, es expectorante, mejora la sinusitis, y por si fuera poco, adelgaza por su efecto termogénico.

Desde entonces estamos haciendo infusiones de jengibre casi a diario.


La única pega es que... ¡¡¡pica!!! Soy incapaz de tomármelo tal cual, acabo rebajándolo al 50% con agua.

Ingredientes para una taza
20 gr de raiz de jengibre
Agua

Elaboración
Lavar y cortar a rodajas el jengibre.

Cocer a fuego bajo durante 20 minutos y dejar reposar 10 minutos más. Colar.

Notas
Para aumentar el efecto termogénico y adelgazante se puede añadir un poco de canela.

martes, 14 de febrero de 2017

Bizcocho de avena y Nutella en taza (mug cake)

Esta es una receta para momentos de desesperación por algo dulce, se prepara en cinco minutos y no está mal, aunque he probado otros mug cakes mejores, este me ha parecido demasiado denso, es probable que me haya pasado con el tiempo o la potencia del microondas.


La receta es de Gastronomía&Cía.

Ingredientes
4 cs de harina
2 cs de copos de avena
1-1'5 cs de azúcar
1 pizca de sal
¼ cc de levadura química
1 pizca de canela
4-5 cs de leche
1 cs de aceite de oliva virgen extra
1 o 2 nueces (no las he puesto)
1 cs de Nutella.

Elaboración
Es mejor hacer la mezcla en una taza diferente de la que se va a usar para hornear, pero yo siempre lo acabo haciendo en la misma para no ensuciar cacharros.

Mezclar la harina, la avena, el azúcar, la sal, la levadura y la canela. Añadir la leche, el aceite y las nueces troceadas. Mezclar bien y añadir un poco de leche si la masa fuese demasiado densa.

Introducir la cucharada de Nutella en el centro, intentando hundirla un poco.


Introducir la taza en el microondas, mejor en un lateral, y programar 1'5 minutos a 800W (yo lo he puesto al 70%). A media cocción girar la taza 180º. Comrpobar que está cocido y, si no es así, darle unos segundos más. Se sabe cuando está si al presionar levemente la superficie ésta vuelve a su posición.

Dejar reposar 5 minutos.

sábado, 4 de febrero de 2017

Carne con curry japonés (kare raisu)

Sigo con las recetas japonesas, hoy toca el curry.


El curry japonés es muy diferente al de la India u otros países asiáticos, es más suave, aunque se puede hacer desde nada picante hasta muy picante.

Los japoneses no suelen hacer la mezcla del curry, sino que compran unas pastillas, parecidas a las Avecrem pero tamaño gigante. Suelen llevar una indicación del nivel de picante, normalmente del 1 al 5.

Yo he utilizado un paquete que compré hace unos meses en una tienda oriental de Barcelona, aunque he traído varios paquetes del último viaje a Tokio.

Como es la primera vez que lo hago y a Aina no le gustan nada las cosas picantes, he utilizado un paquete del nivel 1. El resultado es delicioso, a Jordi y Aina les ha encantado, pero no pica absolutamente nada. A mí tampoco me gustan las cosas picantes, pero tengo que reconocer que un poco de picante le da cierta gracia al curry. No sé de qué nivel es el que probé en Tokio, supongo que alrededor del 3. Me arrepiento de haber comprado todos los paquetes del nivel 1, a ver si encuentro en alguna tienda oriental el nivel 2, o incluso el 3 para mezclarlo con el 1.

Ingredientes
250-300 gr carne de cerdo para guisar (se puede hacer con pollo o ternera)
1 cebolla
2 zanahorias
2 patatas
1 pastilla de curry (100-125 gr)
3 tazas de agua

Elaboración
Cortar las patatas, las zanahorias y la carne, en trozos del tamaño de un bocado y la cebolla en juliana.

Calentar un poco de aceite en una cazuela honda (yo he usado la olla GM). Saltear la carne.

Añadir las verduras y saltearlo todo junto unos minutos.

Añadir el agua y llevar a ebullición. Bajar el fuego y cocinar a fuego lento unos 40-50 minutos. Yo he utilizado el programa de fuego lento de la GM, y he ido alternando entre 90º-110º.

Añadir la pastilla de curry troceada y cocinar removiendo unos 10 minutos hasta que espese.

Servir con arroz cocido.


Notas
Con las horas espesa algo más, por lo que si sobra al día siguiente puede que haya que añadir un poco de agua.

miércoles, 1 de febrero de 2017

Sopa de miso

Seguimos con la preparación de la sopa de miso.


Una vez ya preparado el caldo Dashi la sopa se prepara en un momento.

La receta es de Comer japonés.

Ingredientes
800 ml de caldo dashi
10 gr de alga wakame disecada
1'5 cs de pasta de miso blanco
150 gr de tofu blando

Elaboración
Poner el alga wakame en remoto 10-15 minutos.

Cortar el tofu en dados de aproximadamente 1 cm.

Verter el caldo Dashi en un cazo reservando un poco en un bol.

Añadir el alga al cazo y calentar a fuego lento 1 o 2 minutos

Disolver la pasta de miso en el caldo reservado. Una vez esté bien disuelta añadirlo al cazo, mezclar bien y añador el tofu.

Retirar del fuego y servir.

Caldo Dashi

Recién llegada de Tokio, tengo mono de comida japonesa, y aunque antes la sopa de miso no me gustaba nada, allí me ha encantado.

El primer paso para preparar la sopa de miso es hacer el caldo dashi. Los ingredientes básicos no se encuentran en el super de la esquina, sino que hay que ir a tiendas orientales.

En el caso del alga kombu la encontré mucho más barata en una tienda de comida a granel (harina, legumbres, especias, etc) que en las tiendas orientales o las herboristerías.

La receta es de Japonismo.


Ingredientes
1 litro de agua
20 gr de alga kombu
30 gr de katsuobushi (escamas de atún seco)

Elaboración
Limpiar el alga con un trapo húmedo para eliminar la capa blanca que suele tener en la superficie.

Poner en remojo en agua durante una media hora.

Pasar el alga y el agua a un cazo y cocinar hasta justo antes de hervir.

Sacar el alga del agua e introducir el katsuobushi. Cocinar unos 5 minutos y apagar el fuego. Dejar reposar hasta que el katsuobushi empiece a hundirse.

Colar con un trapo fino.